Granma: Entrevista con el presidente del Partido Obrero Húngaro, Gyula Thürmer.

http://www.granma.cu/mundo/2015-07-10/somos-amigos-y-aliados

Gyula Thürmer, presidente del Partido Obrero Húngaro. Foto: Ismael Batista

Gyula Thürmer es el presidente del Partido Obrero Húngaro (POH), una de las organizaciones comunistas que en Europa lucha contra la hegemonía del capitalismo. El POH  fue fundado en 1989 y se enfrenta además a las dificultades de la clase obrera y a los desafíos que impone este siglo XXI.

Granma aprovechó un reciente viaje de Thürmer a Cuba para conversar sobre algunos de los problemas de Europa, el movimiento obrero y, a la vez, conocer parte de la realidad húngara.

El movimiento comunista en Europa ha estado en una situación difícil en los últimos tiempos. Hace 25 años se produjo el derrumbe del socialismo en los países del Este y sus consecuencias se aprecian todavía hoy, expresó Thürmer.

En Hungría, en el 2012, el parlamento de Budapest adoptó una nueva ley que prohíbe el uso público de nombres vinculados a lo que llaman “regímenes autoritarios del siglo XX”.

De acuerdo con la Constitución húngara y la política del gobierno actual, los “regímenes autoritarios” son la dictadura fascista de Fe­renc Szalasi, que existió entre octubre de 1944 y abril de 1945, y todos los gobiernos de la construcción socialista entre 1948 y 1990.

De acuerdo con eso, ningún partido político, compañía, medio de comunicación, calle, plaza o sitio público puede incluir nombres de personalidades ni expresiones relacionadas con esa parte de la historia.

“Nosotros nos vimos obligados a cambiar el nombre del Partido porque la palabra comunista no se puede emplear en el nombre de una organización. La palabra liberación también está sometida a una prohibición”, señaló el líder.

Igualmente, es un delito en Hungría el uso de los símbolos comunistas: la estrella roja, la hoz y el martillo.

Por otra parte, el capitalismo en la Unión Europea (UE) se encuentra en crisis y desean resolverla haciéndole pagar el precio a los trabajadores. Además, las fuerzas capitalistas tratan de arrebatarle al proletariado su pasado, explicó Thürmer.

En este contexto, “en muchas naciones europeas se han comenzado a manifestar en contra de la contraofensiva de los grandes capitalistas. En Grecia y Portugal se han fortalecido mucho los comunistas, mientras en Hungría podemos decir que también comienzan a despertarse los ciudadanos”.

Un escenario que debe ser utilizado para fortalecer al movimiento. Las personas empiezan a comprender que les falta mu­cho por la pérdida del socialismo. Sobre todo los jóvenes y los de la mediana edad comienzan a acercarse al Partido, detalló el político hún­garo.

Aunque en los últimos años, el movimiento comunista europeo ha tenido algunas dificultades, a partir de ahora se puede empezar a hablar ya de un momento posterior a una gran crisis.

En el Viejo Continente también se refleja una realidad bien preocupante para todos los gobiernos: el auge de partidos de extrema derecha.

A propósito, Thürmer apuntó que “existen numerosas cuestiones que el capitalismo no puede entender. Una de ellas son los refugiados. La UE socavó gobiernos como Libia y Egipto y destruyó el orden en esos países. Acciones que provocaron la oleada de refugiados a las naciones europeas, que no saben qué hacer con tantos refugiados. Esta es una de las fuentes de fortalecimiento de la extrema derecha”.

En Hungría se ve reflejado porque los albaneses que viven en Kosovo viajan hacia Europa a buscar trabajo. Por ejemplo, este año ingresaron a Hungría 20 000 refugiados, agregó.

Otra de las razones —comentó el dirigente— son los problemas tradicionales en los países de Europa oriental. En el caso de Hungría es la situación de los gitanos.

“En la época del socialismo todo el mun­do tenía la obligación de trabajar, pero el Estado les garantizaba puestos de trabajo a los gitanos. Ahora no es obligatorio, no hay empleos y hay miles de gitanos sin ocupación laboral, lo cual hace que surja el extremismo”, explicó.

Al preguntarle sobre los retos del Partido Obrero Húngaro, dijo que el mayor desafío en la actualidad es impedir una guerra. Por el momento, no hay peligro inmediato de que lleguen al poder las fuerzas fascistas, las de la extrema derecha, apuntó.

Al hablar de política actual muchas veces se trazan paralelos y se hacen comparaciones, por ejemplo con los años 30 en Alemania y el ascenso del fascismo al poder. La situación no es la misma que en los años siguientes a 1929 cuando la gran crisis económica, ni es la época posterior a la Gran Guerra, pero en Europa hay grandes problemas hoy.

Aclara Thürmer que desde 1945 no había tanta presencia de soldados estadounidenses como actualmente. Además, en Rumania, Bulgaria, Polonia y los países bálticos se están realizando grandes maniobras militares.
En otro momento de la entrevista, la conversación se encaminó a la realidad cubana, luego del anuncio del próximo restablecimiento de las relaciones diplomáticas entre Cuba y Estados Unidos.

A propósito, reflexionó que “la normalización de las relaciones entre ambos países es una gran victoria del pueblo cubano y de la solidaridad internacional. Pero, aunque han cambiado sus métodos, las intenciones de EE.UU. continúan siendo las mismas”.

Los comunistas húngaros nos alegramos de esta noticia. De la misma forma, nos  referimos a los vínculos entre la Isla y la UE, y al inicio de las relaciones entre el gobierno cubano y el húngaro.

Por tanto, nuestra visita es para felicitar a los cubanos por las victorias que han obtenido. Nos alegramos mucho de los éxitos del pueblo cubano. No están solos en esta lucha, pues junto a ustedes están los miembros del Partido. Somos amigos y aliados, subrayó.

Por esta razón, los ayudaremos en su lu­cha por que se ponga fin al bloqueo, uno de los mayores genocidios que puede rea­li­zarse contra un pueblo. Somos el único par­tido grande en Hungría que ha luchado realmente contra el bloqueo económico contra Cuba.

El PC de la Federación Rusa se solidariza con el PC de Ucrania y reitera el riesgo de guerra en Europa con la ilegalización del PC de Ucrania por las fuerzas nazifascistas en el poder (traducción comunicado Solidnet 27-07-2014).

Traducción no oficial del comunicado del Partido Comunista de la Federación Rusa publicado en Solidnet:

http://www.solidnet.org/russia-communist-party-of-the-russian-federation/cp-of-the-russian-federation-statement-from-the-cp-of-the-russian-federation-26072014-ru

Comunicado del PC de la Federación Rusa, 27-07-2014

Comunicado del Secretario General del Comité Central del Partido Comunista

La caza de brujas en la Rada Verkhovnaya [NT.: Parlamento] de Ucrania se ha convertido en el propósito principal de los Nacional Fascistas que arrebataron el poder. Intoxicados con la sangre de sus conciudadanos y oponentes políticos, los diputados obedientes a la junta están apretando los botones en un paroxismo extremista, votando en apoyo de las leyes más oscurantistas. Hoy, prohibieron las actividades del Partido Comunista de Ucrania. En la tradición del macartismo se está desatando una campaña con el objetivo de prohibir al Partido Comunista, que ha abogado de forma coherente por la paz en el país, contra los incrementos en los precios y las tarifas, por el derecho de todos a la libertad de conciencia, de palabra, a hablar su lengua materna, por el derecho a controlar su destino en su propio país.

Reiteramos que una tragedia de los pueblos de Europa comenzó con la prohibición del Partido Comunista Alemán, con el incendio del Reichstag.

Los nazis de entonces han encontrado seguidores en la Ucrania de hoy.

En la hora de la verdad para los Comunistas de Ucrania, declaramos nuestro apoyo y solidaridad al Partido Comunista de Ucrania.

Apelamos a todas las fuerzas nacionales y patrióticas de nuestro país, a los partidos comunistas y de izquierdas extranjeros a que levanten su voz en defensa de los camaradas ucranianos. Id a los mítines, protestad en las legaciones diplomáticas del país, en vuestros parlamentos y gobiernos. Haced un llamamiento al respeto a los derechos humanos.

¡El fascismo no pasará!

Secretario General del Comité Central del Partido Comunista

G.A. Zyuganov.

Llamamiento a la unidad y al internacionalismo de los sindicatos PAME (Grecia), USB (Italia), PEO (Chipre), CGTP-IN (Portugal), CSU (P y J), Estado Español.

Impecable, me parece a mí. He corregido alguna que otra errata en la traducción al castellano.

http://www.pamehellas.gr/fullstory.php?lang=3&wid=2401

16/05/2012

Llamamiento a los sindicatos y los sindicalistas de Europa

Estimados compañeros:

Estamos en un encrucijada. El carácter generalizado y global de la crisis capitalista, los acontecimientos en Grecia, en Portugal, en Irlanda así como en todos los países de Europa hacen necesario escuchar con más fuerza que nunca la consigna: ¡Proletarios de todo los países uníos! Nuevas responsabilidades asume el movimiento popular laboral en el próximo período frente a las evoluciones en UE.

La crisis capitalista se profundiza y los puntos sin salida de la administración del personal político del capital, llevan aún mas intensidad en el ataque a la clase obrera y su movimiento. Se agravan las competencias interimperialistas entre los gobiernos y partes de la plutocracia. Las nuevas olas de ataques, los nuevos cortes salariales, los nuevos cortes a los derechos y a los subsidios sociales para el pueblo, en nombre de la reducción de los déficit públicos y las deudas, su objetivo es asegurar mano de obra barata y nuevos espacios de acción para los monopolios europeos. Esto lo confirman las medidas casi impuestas en todos los países de UE, medidas que son extremadamente violentas en países donde las Troikas del FMI, el BCE y la UE imponen memorandos, que son en realidad herramientas contra la soberanía nacional. La UE, el FMI y el BCE, la Troika, junta con la burguesía de los estados y su personal político, eliminan derechos laborales y de seguridad social y las ofertas sociales para los trabajadores y golpean los derechos de soberanía. Esto lo confirma el «Pacto del euro».

A través de la experiencia de la clase obrera y las capas populares se muestra el papel de la U.E., como una alianza de lobos y de opresores de la clase obrera y de los pueblos. Se derrumban los mitos de que la UE, es supuestamente “una unión de solidaridad y refugio para los pueblos” como afirmaba la plutocracia y sus defensores. La crisis capitalista en la eurozona se profundiza aún más. La UE se vuelve cada vez más reaccionaria y los trabajadores vivirán en condiciones de pobreza extrema si no se levantan. Hemos aprendido de nuestra experiencia y realidad actual, que tenemos que rechazar las mentiras de la plutocracia y de sus agencias, que dicen que la crisis la han generado los derechos de los trabajadores o la mala administración. La crisis no es una crisis de deuda. Cuál es la causa de la crisis es una cuestión crucial. Porque la salida depende de la causa. Dicen que la culpa es la mala administración, los escandalos, el sistema financiero global, los especuladores, los golden boys, etc. Los liberales, los socialdemócratas y los oportunistas tratan de confundir a los trabajadores. La crisis no es un producto de la distorsión del desarrollo capitalista como intentan presentar los imperialistas, los partidos burgueses y algunas direcciones sindicales, sino que es un producto del desarrollo capitalista, es otra crisis del capitalismo más. La crisis es una crisis del capitalismo y la ha generado la explotación de la fuerza obrera, los inmensos beneficios del gran capital y su acumulación. El capitalismo es un sistema podrido y obsoleto. No se corrige. Mientras exista, siempre llevará a la clase obrera y a las capas populares al desempleo, al hambre, la guerra, la explotación y la opresión brutal.

Estamos afrontando un ataque generalizado que lleva nuestra vida y a las condiciones laborales al siglo pasado.

Pero no afecta sólo a la clase obrera de algunos países. Esta tempestad de medidas antipopulares es promovida en todo el mundo por la U.E., el FMI, el BCE, los gobiernos neoliberales y socialdemócratas, sus grandes coaliciones y las variantes de centro-derecha y centro-izquierda (Alemania, Italia, Grecia). Tales gobiernos que sirven a las necesidades actuales del capital cuentan en algunos casos con el apoyo de los nacionalistas (por ejemplo Grecia).

La vida, la experiencia muestra claramente que en el marco de la UE y del poder de los monopolios no existe solución a favor del pueblo. Se requiere el derrocamiento del poder de los monopolios y la liberación de los Organismos Imperialistas. El empeoramiento de la vida de la clase obrera en Europa, en esta situación, la gran responsabilidad la tienen los dirigentes pactistas de la CES- Confederación de Sindicatos Europeos. La culpa que tienen estas fuerzas son grandes porque han desarmado el movimiento laboral a través de la política de la reconciliación, de la cooperación de clases, de la sumisión a la patronal y a los organismos imperialistas. Los dirigentes pactistas a través del ¨dialogo social¨, apoyan la línea de la competitividad capitalista, engañan y desorientan la lucha de los obreros. Estos dirigentes pactistas muchas veces apoyan y firman las reducciones salariales en nombre de la crisis, están de acuerdo con la línea que dice : no importa si se despiden algunos trabajadores para que se salve el resto. Son los mismos que dicen ¨SI¨ a la flexibilidad de las relaciones laborales, a la regulación del tiempo laboral, todo en nombre de la retención del desempleo. Cultivan el derrotismo. La estrategia que sirve a los intereses del capital crea decepción, influye negativamente en el movimiento sindical, desorienta y desactiva los sindicatos. Sólo dentro de la agrupación y de la lucha incompatible del movimiento sindical de clase de Europa y del Mundo se puede reconstruir la esperanza. El fortalecimiento del movimiento sindical de clase de Europa fortalecerá la resistencia frente al capital y a las políticas antipopulares, fortalecerá la lucha por el derecho al trabajo, por los derechos sociales, edificará la base para el desarrollo por la satisfacción de las necesidades de la clase obrera y las capas populares.

La necesidad hoy frente a esta alianza antipopular del capital, es que se despierten las fuerzas populares y obreras, la lucha organizada inmediata en cada lugar de trabajo, en cada sector, en cada barrio popular. Más que nunca hace falta la coordinación y la guía (“guiación” en el original) de la clase obrera y el movimiento clasista a nivel nacional e internacional formas de lucha más elevadas por la victoria contra y el derrocamiento de los defensores del capital. La consigna ¨ORGANIZACIÓN – CONTRAATAQUE¨, hoy en día es oportuno y necesario y debe convertirse en práctica.

¡Los pueblos no se rinden! ¡Nos levantamos!

Lo que es necesario hoy es el ascenso de la lucha clasista para obstaculizar las peores medidas que vienen, para detener las nuevas opciones y preparar al movimiento obrero para el contraataque que debe ser dirigido al derrocamiento del poder de los monopolios.

Los sindicatos deben ser centros de lucha que deben conformar movimientos de resistencia masiva para obstaculizar el implemento de medidas antipopulares.

Que se fortalezca la organización en los lugares de trabajo. Crear más núcleos en el movimiento de clase y en los sindicatos es un gran aporte, con la creación de comisiones en las empresas, en las fabricas, en los vecindarios.

Intensificar la discusión sobre qué tipo de movimiento necesitamos, qué alianzas, qué perspectiva. Para impedir, en la medida que dependa de nosotros, la decepción que crean las dificultades de la lucha, necesitamos: Un movimiento frente a la patronal capitalista, sus leyes, su Estado. Un movimiento libre del sindicalismo gubernamental y patronal. Un movimiento que no luche sólo por unas cuantas mejoras particulares, sino por la totalidad de necesidades de la clase obrera, por el derrocamiento y por la anulación de las relaciones explotadoras. Un movimiento organizado y bien arraigado en los lugares de trabajo, ante todo en los lugares de producción, en las fábricas. Un movimiento que tenga sus cimientos sobre la alianza popular y construido por los trabajadores, los autónomos y trabajadores por cuenta propia, los comerciantes, los pequeños y medianos agricultores, los estudiantes, las mujeres. Un movimiento internacionalista, que luche por un objetivo común, en los diferentes países. Un movimiento con estas características podrá rechazar con efectividad el ataque de los monopolios y de sus representantes políticos, podrá jugar un papel protagonista en la lucha por el derrocamiento del poder actual, por el establecimiento del poder popular, que edificará las bases para la satisfacción de las necesidades populares. Luchamos, exigimos y tratamos a través de la acción que se transformen las condiciones necesarias para la satisfacción de las necesidades de la clase obrera.

Es decir, dentro de una línea de lucha que dé la oportunidad de organizar la resistencia, que conquisten nuevos derechos, que desarrolle la acción común, que alíe la clase obrera con los campesinos, con los que trabajan por cuenta propia, que coloque en la agenda el tema de los cambios, del poder y economía. Los cambios que liberen la clase trabajadora del sistema de explotación y abran caminos a un desarrollo con criterio el bienestar del la fuerzas populares. La lucha diaria está relacionada con la perspectiva de la lucha del movimiento obrero. Porque sin esto, nos quedamos a media calle. Y esto es de gran importancia para el desarrollo de la lucha.

Nuestro objetivo es ayudar a la clase obrera en Europa que entienda que nuestro futuro no es el capitalismo. En base a lo anterior, creemos que:

Hoy, más que ayer, necesitamos la concentración de fuerzas para:

Una coordinación combativa sindicalista

Luchas clasistas comunes con objetivos comunes

Que se fortalezca la solidaridad internacionalista de la clase obrera en todos los países

PAME – GRECIA

USB – ITALIA

PEO – CHIPRE

CGTP-IN Portugal

CSU (P y J), Estado Español (*)

_____

(*) [añadido el 23 de mayo, 2012] Las siglas correspondientes a la Central Sindical Unitaria (Pensionistas y Jubilados), Estado Español (CSU – P y J), no aparecen en el original de PAME en castellano pero sí en la versión inglesa ( http://www.pamehellas.gr/fullstory.php?lang=2&wid=2400 ), como nos ha señalado spartakist en su comentario.

1) Tercer comunicado del Partido Comunista Griego sobre las elecciones en el actual contexto europeo: Aleka Papariga cogió el teléfono a Syriza pero no se reunió. Un detalle sobre Die Linke, perteneciente al Partido de la Izquierda Europeo. 2) Traducción de la intervención del KKE en el Parlamento Europeo sobre el 9 de mayo: ¿ “Día de Europa” o “Día de la Victoria Antifascista” ?

El País ha publicado un artículo que es ilustrativo de la quimera que seguramente suponga la presidencia de Hollande. Lo digo por aquellos que puedan considerar que dentro de la Europa capitalista hay margen para los pueblos, aunque sólo sean los europeos, en particular para aquellos que los países ricos europeos consideran secundarios o esclavizables. Entre esos pueblos, los esclavizables, está Grecia y, me temo, España.

Ya sabemos que Syriza no ha logrado reunir suficientes apoyos para conformar un gobierno, un gobierno basado en la permanencia en la UE y, además, en el Euro -casi nada. El Partido Comunista Griego (KKE) había anunciado antes de las elecciones que no participaría en un gobierno de esas características. La negativa a reunirse con Syriza para negociar un posible gobierno de coalición lo confirma, como lo indica su tercer comunicado tras las elecciones (el segundo comunicado, en el que el KKE abunda en su análisis de la situación, no lo han traducido al castellano en su web, esperamos hacerlo aquí en breve).

La buena fortuna de Syriza es que no ha podido conformar gobierno, de haber sido así mucho me temo que se habría demostrado que es más fácil negociar con leones que con la banca capitalista. A fin de cuentas, cabe la posibilidad de que el león tenga la barriga llena y te ignore, el capitalismo, por el contrario, siempre está hambriento. En cualquier caso, quizá entonces los afortunados hubieran sido los griegos y los restantes pueblos europeos que están siendo devorados -o en riesgo de serlo de forma inminente: se habrían desmontado los planteamientos de Syriza y demostrado que el mensaje socialista, defendido por el KKE en Grecia, es el correcto. Quizá estaríamos todos más dispuestos a seguirlo.

La mejor ayuda para los griegos, por tanto, y según me parece a mí, no es sumarse a las propuestas de Syriza de negociación con -y de permanencia en- el capitalismo, que son imposibles si lo que se pretende es una cierta dignidad para el pueblo griego y los demás pueblos, sino a las del KKE, las únicas sostenibles en el largo plazo. El socialismo en un sólo país, y además pequeño, es complicado, es cierto, más complicado aún cuando está rodeado de países capitalistas más poderosos que harían lo posible o imposible por hundir al tal país. La búsqueda de consenso y el trabajo conjunto es importante, lo estamos viendo en América Latina, pero para eso debe haber una voluntad transformadora real, y eso sólo pasa por lo que pasa, la economía -hay poco más, creo yo-, o sea y como ya hemos dicho antes, por el control de los medios de producción. Es el caso de Venezuela, que ha conseguido aglutinar a otros países en torno a las políticas transformadoras que la propia Venezuela impulsa. Por supuesto en ese continente cuentan con la incombustible y SOCIALISTA Cuba, la Isla Digna y Combativa por excelencia. En cualquier caso, el mundo hoy día es un pañuelo, todavía más si cabe, y también nosotros contamos con Cuba ¿cómo no va a ser así? Por tanto, uno se pregunta si cuesta tanto decir “sí, queremos una economía planificada y controlada por el Estado, que somos todos, una economía socialista, que es la única alternativa al capitalismo, porque ya está más que demostrado que el capitalismo mata y empobrece y, después de desaparecida la URSS, mata y empobrece incluso más e incluso en los países ‘ricos’.” ¿Tanto cuesta? En definitiva, uno se pregunta a qué estamos jugando.

Retornando a Grecia, una anécdota significativa: el KKE señalaba en el año 2010 una contradicción de Die Linke, partido perteneciente al Partido de la Izquierda Europeo (PIE) -más que una contradicción, de hecho, parece un deliberado posicionamiento que habría que calificar, al menos, de escapista. El asunto fue dado a conocer por el famoso Wikileaks, que a mí me parece un camelo, pero que no quita que pueda hacer pública información verídica. La anécdota es que el entonces presidente del grupo parlamentario de Die Linke en el parlamento alemán, Gregor Gysi, indicó al Embajador de los EEUU que el planteamiento de Die Linke en relación a la disolución de la OTAN no constituía realmente un peligro (para la OTAN y los EEUU, se entiende), lo verdaderamente peligroso, según parece dijo Gregor Gysi, era que Die Linke pidiese la salida de Alemania de la OTAN. Es decir, lo verdaderamente peligroso era que un país concreto diese el paso de salir de la OTAN. La postura de disolución en abstracto de la OTAN es compartida por otros partidos pertenecientes al PIE, como es el caso de Syriza en Grecia o Izquierda Unida en España. De acuerdo con que la salida en solitario puede ser muy arriesgado, por eso es mejor actuar coordinadamente. El conjunto de los países europeos parece un buen punto de partida por lo que esa postura tan abstracta es incomprensible.

La anécdota, verídica o no -tiene visos de serlo-, creo que viene al caso porque demuestra que alguien, algún país, debe dar el paso cuando se pretende un cambio de situación. La postura del KKE es que Grecia debe dar ese paso, la ruptura con el capitalismo que representa la actual UE y el avance hacia el socialismo, independientemente de las dificultades que pueda constituir el hecho de que lo haga un país en solitario. Esa es la misma postura que, salvando las distancias en cuanto a características de ambos países, adoptó la URSS en su momento y, por ahora, parece el experimento más longevo de Socialismo que ha conocido la humanidad, experimento que ha contribuido a mantener encendida la llama en otros países e independientemente de sus propios esfuerzos, como es el caso de Cuba y también otros. Grecia es un país pequeño, también Cuba es un país pequeño, y ahí está. Y por cierto y en relación a Rusia, país fundamental de la URSS: un comentarista -no recuerdo en qué noticia- sugería que a Grecia le iría mejor saliendo de la UE y la OTAN y vinculándose a Rusia. Es una idea a explorar, supongo.

En cualquier caso y en definitiva: el socialismo será más fácil en unión con otros países, a nivel regional o internacional, que en solitario, pero esa unión debe darse sobre una base socialista, con la intención de una transformación real, no sobre un planteamiento de negociación perenne con el capitalismo para seguir perpetuando, precisamente, al capitalismo y, de paso, el imperialismo: la UE y el Euro, en los que quiere permanecer Syriza, representan el capitalismo y el imperialismo. De otro modo quizá sea necesario y mejor opción dar el paso en solitario. Es posible que otros países sigan. Esa parece ser la postura del KKE y con él deberíamos estar.

2) Traducción de la intervención del Partido Comunista Griego (KKE) en el Parlamento Europeo sobre el 9 de mayo: ¿Día de Europa o Día de la Victoria Antifascista?

Traducción no oficial del comunicado del KKE sobre la intervención de Babis Agourakis, miembro de Parlamento Europeo del KKE. Enlace del texto original en inglés:

http://inter.kke.gr/News/news2012/2012-05-010-antifasistiki-niki/

Babis Agourakis, miembro de Parlamento Europeo del KKE, subrayó el verdadero significado del 9 de mayo, el día de la Victoria Antifascista del pueblo con su intervención durante la sesión plenaria del Parlamento Europeo. Entre otras cuestiones enfatizó:

“ La élite política de la UE imperialista decidió declarar el día de la Victoria Antifascista de los Pueblos como el “Día de Europa” para borrar de la memoria histórica de los pueblos la lección de que pueden derrotar a su aparentemente invencible enemigo cuando quieran. Hicieron eso para ocultar el hecho de que el monstruo Nazi-fascista fue engendrado por el sistema capitalista explotador.

Hoy, la histeria anticomunista, la falsificación de la historia, el intento vulgar e ignorante desde el punto de vista histórico de equiparar comunismo con fascismo constituyen la política oficial de la UE imperialista y de los otros gobiernos burgueses de sus Estados miembros. La intimidación política e ideológica es expresada mediante al rehabilitación de las SS, con la restauración de los símbolos de Hitler y con la intensa persecución de los comunistas en una serie de estados miembros de la UE.

Ninguna falsificación puede borrar los inmensos logros de Stalingrado, Leningrado, del Ejercito Rojo, de los partisanos en los países ocupados, el increíble heroísmo de millones de trabajadores que derrotaron al fascismo. Ninguna falsificación, tampoco la propaganda anticomunista, puede parar el desarrollo social y el derrocamiento de la dictadura de los monopolios, el reemplazo del podrido sistema capitalista por el socialismo, el brillante futuro de la humanidad.”