Partido Comunista de Grecia (KKE): La clase obrera y las capas populares necesitan un Partido Comunista fuerte.

http://es.kke.gr/es/articles/La-clase-obrera-y-las-capas-populares-necesitan-un-Partido-Comunista-fuerte/

Una delegación del KKE encabezada por Dimitris Koutsoumpas, Secretario General del CC, visitó Roma para participar en el 2º Congreso del Partido Comunista de Italia. La delegación del KKE se reunió con el Secretario del partido, Marco Rizzo, con la Sección de Relaciones Internacionales del CC del Partido Comunista de Italia y con otros cuadros del partido.

Hablando en un evento abierto al final del Congreso, Dimitris Koutsoumpas destacó en su saludo lo siguiente:

Estimados camaradas:

Es un gran placer estar aquí con ustedes, en el 2º Congreso de su partido. Queremos saludar a los comunistas de Italia, que no han renunciado a la lucha por los derechos de la clase obrera y las demás capas populares, a la lucha por el derrocamiento de la barbarie capitalista, por la construcción de una sociedad sin la explotación del hombre por el hombre, por el socialismo-comunismo.

Estimados camaradas, nuestros partidos están llevando a cabo esta lucha en común, tanto a través del desarrollo de las relaciones bilaterales, como a través de la nueva forma de cooperación regional de los partidos comunistas en Europa, la “Iniciativa Comunista”. Nuestro objetivo es fortalecer la lucha contra la Unión Europea y al mismo tiempo, a través de las luchas de los trabajadores, promover la única solución alternativa favorable al pueblo, la Europa de la paz, del progreso, del socialismo.

Camaradas:

Italia, la clase obrera de Italia, los sectores populares, los jóvenes necesitan un Partido Comunista fuerte. Un partido con una estrategia revolucionaria, con fuertes lazos con la clase obrera. Necesitan un partido fundado en los principios del Marxismo-Leninsmo, que jugará un papel principal en la organización de la lucha de los trabajadores e inspirará la idea de la nueva sociedad socialista. El socialismo no es un capricho de los comunistas, es la única manera de salir de la crisis y de los demás impasses sociales de la sociedad capitalista. Es la única garantía para el desarrollo de las fuerzas productivas favorable y de acuerdo con los intereses obreros y populares. Sólo el socialismo puede garantizar la soberanía popular, el crecimiento autosuficiente y al mismo tiempo la cooperación de beneficio mutuo y la solidaridad entre los pueblos.

Sabemos que tanto la contrarrevolución en la Unión Soviética como en los demás países socialistas, como el eurocomunismo en las décadas anteriores, han hecho daño al movimiento comunista, no sólo en Italia y en el resto de Europa, sino también a nivel internacional. Han sembrado a los trabajadores la decepción, la desmovilización, ilusiones sin salida, que supuestamente se puede encontrar una solución “en el marco” del capitalismo, a través de gobiernos de “izquierda”, “patrióticos”, supuestamente a través de una gestión mejor, mas “justa” del capitalismo.

Es necesario promover la visión socialista

Sin embargo, hoy día, más de veinte años después de la restauración del capitalismo en los antiguos países socialistas, durante los cuales los pueblos han experimentado soluciones de gestión del sistema tanto de la “derecha” como de la “izquierda”, se plantea la necesidad de la promoción de la visión socialista. El KKE estudia la experiencia histórica, no sólo la suya sino además la del movimiento comunista internacional, de la construcción del socialismo que conocimos en el siglo pasado. Hemos llegado a conclusiones básicas sobre las causas de retroceso del movimiento comunista, de la restauración del capitalismo en los países socialistas de Europa Oriental y Central. Aprendemos de la experiencia negativa y positiva, para inspirar de nuevo a la clase obrera la visión de su liberación social, para impulsar la lucha de clases, la lucha ideológica y política clasista por la nueva sociedad socialista. Este curso es además la base para sacar conclusiones importantes sobre los errores y las deficiencias que actualizan y enriquecen nuestra percepción sobre el socialismo, su actualidad y necesidad.

Hoy día, las fuerzas del oportunismo pretenden atrapar a los trabajadores en la línea de la “humanización” del capitalismo, así que es de gran importancia histórica defender con firmeza y tenacidad tanto las conquistas de la Revolución de Octubre, la contribución de los países socialistas a pesar de la crítica a deficiencias y desvíos. Debemos defender la contribución de los partidos comunistas, del movimiento comunista internacional, la necesidad de derrocar el sistema capitalista podrido y corrupto. Es una tarea que debe imbuir de manera unificada las luchas diarias por los intereses obreros y populares, por los problemas cotidianos de nuestros pueblos.

Esta tarea, de organizar la lucha de los trabajadores, de avivar los ideales socialistas-comunistas en nuestro continente y más allá, no puede avanzar sin la confrontación ideológica y política y la revelación del papel del llamado “Partido de la Izquierda Europea” que ha asumido el papel del “salmista izquierda” de la Unión Europea, e incluso de la campaña anticomunista. El papel de los oportunistas y de la formación que han creado a nivel de Europa es doblemente peligroso porque siembra ilusiones entre los trabajadores de que supuestamente puede haber una Unión Europea favorable al pueblo así como una gestión correspondiente del sistema capitalista en cada país, dejando intactos el poder de los monopolios y la propiedad capitalista en los medios concentrados de producción. Estos puntos de vista están promovidos en nuestro país por el partido de SYRIZA.

Permítanme decir que las fuerzas del PIE que en Italia presentan SYRIZA como un “ejemplo” y como una fuerza que sirve los intereses populares; están ocultando la verdad. SYRIZA es una fuerza para la integración en el capitalismo, no para su derrocamiento. Aspira a convertirse en la nueva organización socialdemócrata del sistema bipolar burgués en Grecia, incorporando lo más podrido del viejo PASOK que ha gobernado Grecia durante muchas décadas y es responsable de muchos de tantos problemas que se han acumulado así como de la situación y la degeneración del movimiento obrero. En realidad, SYRIZA a pesar de los disparos en el aire y la fraseología de izquierda, está en dirección opuesta que la línea de ruptura con las organizaciones imperialistas, los monopolios, el capitalismo.

Camaradas:

El KKE ha celebrado recientemente los 95 años de su historia, durante los cuales ha dado luchas duras y ha fomentado lazos de sangre con la clase obrera y las demás capas populares de nuestro país. Hoy día también está en la vanguardia de la lucha obrera por cada problema que afecta a los trabajadores, a los campesinos pobres, a los empleados, a los autónomos, a la juventud y a las mujeres de las capas populares. El KKE desempeña un papel principal en la lucha contra la organización criminal nazi del Amanecer Dorado, para que sea aislado en los centros de trabajo, en las escuelas y las universidades, para que no envenene a la juventud con sus sermones fascistas.

En el reciente 19º Congreso de nuestro partido hemos aprobado unánimemente la Resolución Política, el nuevo Programa y los nuevos Estatutos, reafirmando la unidad ideológica-política del Partido.

En los documentos del 19º Congreso, el KKE hace claro que hoy día en Grecia, en condiciones de capitalismo monopolista, existen las condiciones materiales objetivas para la construcción de la sociedad socialista-comunista. La revolución inminente en Grecia será socialista. Nuestro Partido evalúa, igual que en el Programa anterior, que no existen etapas intermedias entre el capitalismo y el socialismo, que no existen poderes intermedios. La lucha de clases, la línea de la lucha revolucionaria llevará al poder obrero popular o de otra manera, con otra línea y etapas intermedias será derrotada, asimilada, dará aliento al sistema para la longevidad del capitalismo. Proponemos a la clase obrera, a los sectores populares pobres, a los trabajadores autónomos y los campesinos, a la juventud, a las mujeres de las familias populares la construcción de la Alianza Popular de las fuerzas sociales que tienen interés en luchar en dirección antimonopolista, anticapitalista, teniendo como consignas básicas la socialización de los monopolios y la cooperativa de la producción agrícola, la cancelación unilateral de la deuda, la no participación en intervenciones político-militares, en guerras, la retirada de la Unión Europea y de la OTAN, con el poder obrero y popular.

El KKE actúa en dirección de preparación del factor subjetivo en la perspectiva de la revolución socialista aunque el período de su manifestación será determinada por condiciones objetivas, por la situación revolucionaria. Trabajamos para que el KKE tenga bases sólidas en la clase obrera, para que el KKE sea capaz de cumplir con sus tareas en cada cambio repentino de la lucha de clases, para que sea un partido que actúe bajo todas las circunstancias. Esto no significa que nos distraemos de la realidad, de la lucha y la reivindicación en torno a los problemas graves de los trabajadores, de los desempleados, de los jóvenes, de los jubilados pobres, de los hogares populares que sufren, que no tienen como pagar los medicamentos, no tienen qué comer, están en peligro de ejecuciones hipotecarias. Estamos en la vanguardia de las luchas, las movilizaciones con intervenciones en el Parlamento, para la satisfacción de necesidades básicas de nuestro pueblo, para aliviar a los oprimidos.

Al mismo tiempo, pretendemos reconstruir en base clasista el movimiento obrero y apoyamos el Frente Militante de Todos los Trabajadores (PAME) y la alianza con las demás agrupaciones antimonopolistas de los pequeños comerciantes (PASEVE), del campesinado pobre (PASY), de los estudiantes (MAS), de las mujeres (OGE). Consideramos que la construcción de la Alianza Popular que tendrá bases sociales (y no será una fusión política desde arriba) es necesaria hoy. Es una alianza social que luchará por todos los problemas populares, los salarios, las pensiones, la salud, la educación, la seguridad social pública, por aliviar a los desempleados etc. y tendrá un claro carácter antimonopolista y anticapitalista. Esta alianza social, en condiciones de situación revolucionaria, puede convertirse en un frente obrero-popular revolucionario; se crearán órganos del poder obrero-popular, se planteará el asunto del poder para el pueblo, la clase obrera, para que se conviertan en protagonistas de los desarrollos.

Para el reagrupamiento revolucionario del movimiento comunista internacional

Estimados camaradas;

En las condiciones actuales destaca la necesidad principal del reagrupamiento revolucionario del movimiento comunista internacional, que actualmente está en condiciones de crisis ideológica, política y organizativa.

A partir de esta evaluación, el KKE apoya no sólo los encuentros internacionales y regionales de los partidos comunistas, sino además la idea del surgimiento de un “polo comunista” en el movimiento comunista internacional, de partidos comunistas que permanecen fieles al Marxismo-Leninismo, al internacionalismo proletario, defienden la experiencia positiva del socialismo que hemos conocido, estudian los acontecimientos contemporáneos y pretenden desarrollar una estrategia revolucionaria reconociendo la actualidad y la necesidad del socialismo.

¡Con estas reflexiones les deseamos éxito en su congreso!

¡Viva el Marxismo-Leninismo y el internacionalismo proletario!

¡Viva la amistad entre el KKE y el Partido Comunista de Italia!