Las defensas antiaéreas sirias funcionan.

Fuente: Russia Today.

Es lo que puede deducirse del incidente con el avión militar turco el pasado viernes. Si bien el gobierno turco alega que las incursiones de cazas, por su velocidad, en el espacio aéreo de otros países es algo inevitable, es también inevitable pensar que se trataba de una provocación, dado el apoyo del gobierno turco a la “oposición” siria y la desestabilización provocada desde el exterior que lleva meses viviendo Siria. Por desgracia el gobierno turco parece jugar el papel de peón de la OTAN y es ajeno a los intereses de su pueblo, poco más o menos el mismo papel servil que, de hecho, han jugado tradicionalmente nuestros gobiernos en España, tanto del PP como del PSOE y que parecen dispuestos a seguir haciendo, a juzgar, entre otras cosas, por el tratamiento que la televisión pública española da a esta cuestión -para qué vamos a oír a la “otra parte”, los sirios.

Citamos un extracto de la interpretación de esta cuestión del analista Marco Terranova Tenorio publicado por Russia Today :

“El efecto va a ser bastante positivo para Siria, ya que la acción que ha hecho Siria es una acción de fuerza, o sea que no están dispuestos y no van a tolerar ninguna injerencia a su soberanía” comentó Tenorio, en declaraciones a RT.

“Hemos comprobado que en casos de estados que han dudado, que han negociado, que han cedido, al final han sufrido una agresión de parte de occidente. Tenemos el caso de Libia, que hasta el último momento estuvo negociando, y esa negociación estuvo de mala fe, en Irak pasó lo mismo con Saddam Hussein”, concluyó el analista.

Y concluimos la entrada con otra cita, esta vez de Fidel Castro, a propósito de la celebración del Día de la Victoria en Rusia y de las recientes actuaciones del conglomerado imperialista occidental:

¡Qué pronto se olvidan los imperios de las lecciones de la historia!