Prensa Latina: Bulgaria, ¿otro fracaso de políticas de ajuste?

Yo corregiría el titular de Prensa Latina a “Bulgaria, ¿otro fracaso del capitalismo?“, entre otras cosas porque, según se desprende del propio artículo, de ser un país exportador de energía eléctrica en el periodo socialista ha pasado a arruinar a sus ciudadanos con la factura de la luz tras el desmantelamiento de sus centrales nucleares y la privatización de sus eléctricas. En fin, ese es el titular que le han dado. El artículo de Prensa Latina -negritas y subrayados míos:

http://www.prensa-latina.cu/index.php?option=com_content&task=view&idioma=1&id=1163601&Itemid=1

Foto: Prensa Latina.

Por Antonio Rondón, Jefe de la redacción Europa de Prensa Latina.

La Habana (PL)

La caída del gobierno del primer ministro conservador búlgaro, Boiko Borisov, pone en evidencia, una vez más, los supuestos avances de las políticas de austeridad y saca a flote las consecuencias sociales de los ajustes de tono neoliberal.

Borisov, un exguardaespaldas y practicante de kárate que llegó al gobierno tras los comicios de 2009, en medio del retroceso de cinco puntos del Producto Interno Bruto (PIB) y con promesas de acabar con la corrupción, fue puesto luego como ejemplo del modelo defendido por la Unión Europea (UE).

El gobierno de centroderecha recibió cerca de 20 mil millones de euros de los acreedores en 2010 (10 mil millones del Fondo Monetario Internacional, cinco mil millones de la Comisión Europea y mil 500 millones del Banco Central Europeo).

Para entonces, los partidarios de ingresar a la zona euro llegaban al 49 por ciento de la población, algo que se espera ocurra entre 2014 y 2015.

Mientras la crisis financiera avanzaba en la zona euro, el equipo de centroderecha de Borisov aplicó estrictas regulaciones económicas, privatizaciones y recortes sociales para quedar esa nación de Europa del Este con un crecimiento de dos puntos, en 2011.

Pero, ¿a qué costo? Bulgaria es el país más pobre de la UE, con los salarios más bajos que apenas llegan a un promedio de poco más de 350 euros, mientras el mínimo es de 150 y las jubilaciones, las más modestas de la zona, quedan en 75.

El 20 por ciento de la población se encontraba en julio de 2012 por debajo de la umbral de la pobreza, situado aquí en 120 euros, un poco menos que la tarifa promedio de electricidad a pagar por los consumidores desde enero de este año, casi el triple del mismo periodo del pasado año.

Los ingresos de los búlgaros son tan bajos que para llegar a los de los portugueses, considerados los más pobres de la zona euro, deberían esperar hasta el 2040 a fin de alcanzar esa meta y solo si la nación balcánica contara con un crecimiento sostenido anual de entre cuatro y cinco por ciento.

Así, los gastos en energía, viviendas y mantenimiento del hogar fueron en Luxemburgo de unos 35 mil euros anuales, mientras en Bulgaria apenas llegaron a los tres mil 400.

De hecho, la llegada de tarifas con el triple del precio detonó la protesta social que de un fenómeno aislado pasó a ser una especie de “primavera búlgara”, si empleamos un término acuñado por Occidente al referirse a disturbios registrados en varias naciones árabes y del norte de África.

Miles de personas se lanzaron a las calles sin líderes visibles, convocados por organizaciones de defensa de los derechos de los ciudadanos, a través de las redes sociales en Internet.

Ello llevó a enfrentamientos con la policía en Sofía y al menos una treintena de localidades en el pequeño estado ex socialista centroeuropeo de apenas siete millones 398 mil habitantes.

Al menos, 28 personas resultaron heridas en los mencionados choques que desembocaron en la renuncia de Borisov y su equipo. El dirigente conservador debió declarar que se trataba de la voluntad del pueblo, a la cual debía atenerse.

Para especialistas, Borisov podría intentar con esa maniobra salvar el capital político que aún pudiera quedar de parte de su partido Ciudadanos por el Desarrollo Europeo de Bulgaria (GERB).

Ello esta dirigido a lograr una mayor actuación en los comicios adelantados del 12 de mayo próximo, fecha que anticipó el presidente Rosen Plevneliev.

De ahí que con el gobierno conservador fuera de la política se intenta desligar las protestas del programa puesto en práctica por el equipo de centroderecha, aunque quedan dudas sobre la efectividad de tal maniobra.

Muchos recuerdan las promesas de Borisov de aplicar un severo programa de lucha contra la corrupción, fenómeno considerado endémico en la nación europea, que, sin embargo, quedaron en papel mojado, como lo demostraron las exigencias de los manifestantes, quienes llamaron a purificar a los órganos del estado.

Entre las principales demandas, después de lograr la salida del gobierno, estuvieron la eliminación de la inmunidad parlamentaria y la formación de una Asamblea Constituyente que pueda introducir cambios en la Carta Magna, como la modificación del actual sistema electoral.

Por ahora los miembros del legislativo, en el cual el partido GERB de Borisov controla 117 bancas de un total de 240, se eligen por un sistema proporcional y listas de partido, en lugar de ser de forma individual y por propuestas de un solo mandato.

Además, los participantes en las demostraciones exigieron nacionalizar las empresas foráneas encargadas de la administración de la esfera energética como las checas CEZ y Energo Pro, así como la austriaca EVN, responsabilizadas con la subida de los precios.

Para algunos especialistas, citados por la prensa búlgara, el alza de las tarifas también está ligado con la aplicación de un controvertido impuesto sobre las ganancias de las empresas foráneas, que luego se revierte en la subida de precios.

Además, la mayoría de las compañías de la pequeña nación balcánica emplea el carbón como combustible, sujeto a severas multas ambientales por la UE, al ser emisores de gases contaminantes a la atmósfera como dióxido de carbono.

Por otro lado, la llamada energía verde o ecológica y la renovable aún resulta muy cara desarrollarla en el mencionado país.

El estado tampoco puso en práctica otras vías de obtener energía más barata como el gas esquisto y bajo presión de organizaciones ecologistas retiró el permiso para el desarrollo de esa tecnología por la compañía estadounidense Chevron.

Medios de prensa en Sofía destacan que varias organizaciones ecologistas norteamericanas lanzaron campañas para denunciar el profundo daño ecológico producido por la explotación del gas esquisto, pues las sustancias empleadas en el proceso dañan sin remedio el suelo y los cultivos.

El máximo dirigente del Partido Socialista (BSP), Serguei Stanishev, declaró en su momento que en caso de vencer en las elecciones adelantadas y poder formar gobierno, su organización volverá a reforzar la cooperación con Rusia para construir el gasoducto Torrente Sur a fin de llevar gas del mar Negro a Europa occidental.

Los socialistas también podrían retomar el proyecto de construcción de la central nuclear de Belene, en cooperación con la empresa rusa Rosatom.

Por ironías del destino, una de las principales condiciones impuestas a Bulgaria antes de su ingreso a la UE en 2007 fue, precisamente, el cierre de al menos dos plantas nucleares y la paralización de las obras en una tercera, por supuestamente representar una amenaza para Europa.

Otra exigencia era acabar de raíz con la corrupción, pero, como se deduce de las exigencias de las manifestaciones que echaron abajo al gobierno, tal demanda quedó fuera de la mira europea.

Las centrales nucleares cerradas producían cientos de megavatios que en su momento le permitieron a Bulgaria ser un exportador de energía eléctrica a países vecinos. Ahora, fueron las altas tarifas eléctricas el detonante de protestas que pusieron fin al gabinete de derecha.

Analistas consideran que con las elecciones generales se espera un empate técnico cercano al 25 por ciento entre el GERB y el BSP, el principal de la oposición, lo cual augura la falta de una clara mayoría en el próximo legislativo.

De tal forma, sería necesario la búsqueda de una tercera o más fuerzas políticas para poder conformar un gabinete de mayoría.

Plevneliev reconoció que tras las propuestas al GERB y al BSP -ambas rechazadas- para formar gobierno, y la esperada negativa del Movimiento Derechos y Libertades, de la minoría turca, era evidente la convocatoria de comicios anticipados, en lugar de realizarlos el 7 de julio como estaba previsto.

Sin embargo, se percibe un hastío de la población de su clase política y de ello habla, por ejemplo, una misiva enviada por miembros del Ministerio el Interior al Parlamento, que exige evitar el nombramiento de un nuevo titular de entre integrantes de gobiernos anteriores.

De hecho, la situación socioeconómica, la corrupción y los bajos ingresos forzaron la salida de entre un millón 200 mil y un millón 600 mil personas de este país desde 1989. Los búlgaros representan el cuatro por ciento del movimiento migratorio de la UE.

Un estudio del sindicato Confederación de Trabajo Podkrepa indicó que más de la mitad de los búlgaros que emigraron no tiene ninguna intención de regresar, mientras solo en los últimos tres años, 25 mil nacionales de entre 25 y 29 años de edad salieron de la mencionada nación, para viajar incluso a otros estados en crisis evidente como España.

Muchos de ellos, aunque son profesionales y universitarios buscan empleos en el sector agrícola, transporte, comercio o en el servicio doméstico, donde, sin embargo, reciben mejores salarios.

Las remesas que envían los búlgaros a su país oscilan entre 700 y 800 millones de euros anuales.

La catedrática Temenujka Rakajiiska, de la Academia de Ciencias de Bulgaria, afirmó que entre 2009 y 2012 se duplicó el desempleo hasta llegar en julio pasado al 12,4 por ciento.

Un sondeo publicado por la prensa en Sofía indicó que el 34 por ciento de los interpelados si tuviera la oportunidad viajaría a Grecia, 32 al Reino Unido, 24 a Alemania y el 20 a España.

En tales condiciones, sería algo fuera de tono hablar del supuesto logro que representa para Bulgaria el contar con un déficit presupuestario en 2012 de 0,9 por ciento.

Tal cifra está muy por debajo de los tres puntos exigidos en la UE, un sueño para estadistas como la canciller federal Angela Merkel, que exige a sus colegas europeos ahorrar y gastar con efectividad.

Llama la atención que pese a las demandas populares de nacionalizar la esfera energética para buscar más justicia en la política de precios, el presidente Plevneliev, al anunciar la posible convocatoria de comicios adelantados, defendiera la necesidad de liberalizar la rama energética y de consumir con más racionalidad.

De cualquier forma, lo que se perfila por ahora es la formación de un gobierno tecnócrata, la disolución del legislativo unicameral y la convocatoria oficial de elecciones para mayo, con resultados imprevisibles, mientras la población demuestra una vez más el derribo de un gobierno que aplicó insoportables medidas de austeridad.

arb/To

Anuncios

Petrolera estatal rusa comienza exploración en Cuba (RIA Novosti). La estrategia petrolera de Putin.

Recomendable leer también el artículo de Alfredo Jalife que reproducíamos en este blog no hace mucho, en el que se analiza la estrategia de nacionalización de la industria petrolera rusa por parte del actual gobierno de la Federación Rusa. El control estatal de la industria petrolera es impulsado dentro del gobierno ruso por Vladimir Putin específicamente, como explica un artículo de Thane Gustafson en la revista Foreign Affairs, reproducido también en el blog de Alfredo Jalife, con la finalidad de que los beneficios derivados del petroleo sirvan para impulsar sectores económicos estratégicos y de alta tecnología -el militar entre otros, según indica Gustafson- y la actividad petrolera ayude además al desarrollo regional. Una petrolera de propiedad estatal, evidentemente y en cualquier caso, no es poca cosa. El artículo de RIA Novosti sobre la actividad en Cuba de la empresa estatal rusa Zarubezhneft:

http://sp.rian.ru/economy/20121219/155922239.html

Rusia comienza trabajos de exploración petrolera en la plataforma de Cuba.

Foto: RIA Novosti.

Moscú, 19 de diciembre, RIA Novosti.

La rusa Zarubezhneft comenzó a perforar un pozo de exploración petrolera en el bloque L, a 330 kilómetros al este de La Habana, informó la compañía en un comunicado divulgado hoy.

“La perforación se realiza desde la instalación semisumergida Songa Mercur, respetando todas las normas ecológicas que regulan la ejecución de las obras en el espacio acuático de esta región”, indica el documento.

Los trabajos se llevan a cabo conforme a lo establecido en el acuerdo de reparto del producto que la compañía rusa tiene firmado con Cubapetroleo (Cupet). La profundidad proyectada del pozo supera 6.000 metros.

Se prevé terminar los trabajos de perforación en junio de 2013. El precio del proyecto asciende a 200 millones de euros.

Según los expertos de Zarubezhneft, es alta la probabilidad de que sea descubierto un nuevo yacimiento de hidrocarburos en el bloque L de la plataforma cubana.

Las petroleras rusa y cubana a inicios de noviembre del año pasado firmaron cuatro contratos para la exploración y extracción de petróleo, los primeros contratos a largo plazo firmados entre Rusia y Cuba en el sector energético en los últimos 20 años.

Según los documentos firmados, la petrolera rusa tiene el derecho a participar en la exploración y extracción de petróleo en los cuatro bloques, dos de los cuales se encuentran en mar (bloques L y III) y dos en tierra (bloques 9 y 12).

El bloque petrolero L está ubicado al norte de la provincia Sancti Spíritus y Ciego de Ávila; los bloques III y 9, al norte de las provincias de Matanzas y Villa Clara. El bloque 12 se encuentra en la parte norte de la provincia de Villa Clara.

Zarubezhneft es una petrolera que totalmente pertenece al Estado. La compañía  participa en proyectos de gas y petróleo en varias regiones del mundo, en particular en los países de la Comunidad de Estados Independientes (CEI), Argelia, Siria, Irak, Vietnam, India, Yemen y Cuba.

El peculiar capitalismo de Putin: “Restatización/desprivatización de Rosneft (Rusia): la primera petrolera del mundo”, un artículo de Alfredo Jalife.

Leí hace ya unos días este artículo en Diario Octubre y creo que es de interés:

http://www.alfredojalife.com/restatizaciondesprivatizacion-de-rosneft-rusia-la-primera-petrolera-del-mundo/

Restatización/desprivatización de Rosneft (Rusia): la primera petrolera del mundo.

Mie, nov 7, 2012

Artículos, La jornada

El petróleo constituye la máxima materia prima geoestratégica del planeta y resulta un grave error de juicio abordar su restatización y/o privatización bajo un vulgar enfoque mercantilista, como si se tratara de una trivial compra-venta de triciclos que no afectan la seguridad energética de un país.Si Estados Unidos, el máximo comprador del petróleo mexicano, acepta que los hidrocarburos son estratégicos, no se entiende por qué los vendedores no alcancen a percibirlo.

Cualquier discusión sobre los hidrocarburos que no contemple su calidad geoestratégica sale sobrando. Y este es el pecado capital de los entreguistas neoliberales del ITAM de los hidrocarburos en México, quienes ostentan una patética ignorancia geopolítica, cuando el problema no es privatizar o estatizar, sino quién detenta el control de la principal materia prima geoestratégica del planeta, además de que el significado de privatización y estatización tiene diferentes acepciones de profundidad semiótica geoestratégica tanto en EU como en México.

En EU, las empresas privadas de hidrocarburos, como Exxon Mobil, forman parte de la panoplia de su seguridad nacional/global, lo cual no es ninguna garantía con las empresas privadas –sean de capital foráneo o doméstico– que operan en México y que no pocas veces están supeditadas a los créditos de Wall Street, lo cual carga de entrada los dados y socava la seguridad nacional al no contar con su óptimo control que se torna financieramente aleatorio en el juego de la desregulada globalización financierista (v. gr. La vulnerabilidad financiera de Petrobras y su dependencia a Wall Street y la City; Bajo la Lupa, 24/10/12).

Con excepción notable del México neoliberal itamita, las grandes potencias petroleras del planeta recuperan sus activos perdidos mediante la restatización/despriva- tización, como el caso reciente de la recomposición de portafolios entre la petrolera rusa estatal (sic) Rosneft y la otrora legendaria petrolera británica BP (símbolo de su máximo irredentismo).

El portal geopolítico StratRisks (31/10/12), con sede en Florida, destaca que Rosneft desbancó a Exxon Mobil del primer lugar de producción mundial después de la compra de TNK-BP (empresa mixta de británicos y de oligarcas rusos condensados en la firma AAR). TNK-BP se encontraba entre las 10 petrolerasprivadas más importantes del mundo, y en 2010 produjo 1.74 millones de barriles diarios (mbd) de sus activos en Rusia y Ucrania.

Califica al presidente ruso Vladimir Putin como “nuevo sha global del petróleo y considera que la nueva adquisición de TNK-BP por Rosneft la catapultará a una producción de más de 4 mbd.

Reseña las tribulaciones de la otrora trasnacional petrolera privada TNK-BP que han desembocado en su compra por Rosneft que, de facto, constituye una restatización simultánea a la desprivatización de TNK-BP en dos etapas: en la primera,“Rosneft adquiere 50 por ciento de TNK-BP en su alianza estratégica (joint venture) de BP, a cambio de liquidez y de acciones de Rosneft a un precio de 27 mil millones de dólares”, lo cual otorga a BP 19.75 por ciento de Rosneft.

En la segunda etapa, “los oligarcas de AAR adquirirían 28 mil millones de dólares (cash) por la mitad de su copropiedad en TNK-BP, aunque este trato aún no ha concluido”.

La estatal (sic) rusa Rosneft estaría desembolsando 55 mil millones de dólares para prevalecer como el gran controlador, con una participación minoritaria de la privada (sic) BP que ve su posición sumamente diluida: es una desprivatizaciónconcomitante a la restatización de Rosneft.

Para StratRisks se trata de una flagrante nacionalización: Putin creó un gigante nacional petrolero, mediante el cual puede seguir su plan de reforzar la influencia de Rusia en el mundo al controlar las necesidades energéticas de otros países.

Con su nuevo arreglo, Rosneft extraerá casi la mitad de todos los barriles producidos en Rusia, lo cual es enorme si se compara con Arabia Saudita:Rusia es una súperpotencia energética y al nacionalizar gradualmente sus recursos, Putin aprieta su control a las necesidades de Europa.

Existe un problema: Rusia no tiene el conocimiento tecnológico suficiente en hidrocarburos, por lo que se ha asegurado de la permanencia de BP como socio minoritario para no cometer el error de Arabia Sautia, que nacionalizó su industria petrolera en 1980 cuando producía mas de 10 mbd y que en cinco años Aramco (la estatal saudí) había disminuido su producción en más de 60 por ciento.

Considera que con Rosneft, la influencia de Putin en el ámbito internacional aumentará. La jugada estratégica de Putin lleva a un solo lugar: mayores precios del petróleo y un asombroso mercado energético al alza. A mi juicio, Putin, dotado de sus ojivas nucleares, juega exquisitamente su carta petrolera, que en México la kakistocracia neoliberal itamita no entiende desde la visión geoestratégica del general Lázaro Cárdenas.

Como buen general, Cárdenas, entendió desde hace 74 años los alcances geoestratégicos de los hidrocarburos. No se trata de discutir la restatización/desprivatización y/o la reprivatización/desnacionalización, sino quién controla en última instancia –desde el punto de vista multidimensional– los hidrocarburos de México y quién garantiza su abastecimiento cuando se desprenda de ellos: eso se llama seguridad nacional. ¿Vamos a crear el equivalente de una Televisa con el petróleo mexicano para quedar a su merced totalitaria?

En México, su petróleo se encontraba en manos británicas con los resultados cataclísmicos consabidos, sin contar el inventario ambiental depredador que legaron.

El portal aduce que Europa es dependiente del petróleo y gas de Rusia y la jugada energética de Putin se ha movido en dicho sentido, lo cual le ha dado una posición muy poderosa (sic): desde la construcción de oleoductos hasta su control de 40 por ciento de la capacidad de enriquecimiento de uranio global. Los alcances de la compra de las dos mitades de TNK-BP por la estatal Rosneft lo convertirá enun verdadero Goliat en el sector petrolero global, a grado tal que Rusia puede asfixiar el abastecimiento para aumentar los precios.

StratRisks imagina la “incrustación de Rusia en la Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP): entonces el cartel petrolero controlaría más de la mitad de la producción global y la mayor parte de su capacidad de reserva, y con tal influencia, los países de la OPEP podrían disponer del precio que el resto del mundo tendría simplemente que pagar. No es tan sencillo –puede desembocar en una guerra mundial–, pero tampoco es tan descabellado.

En resumen: según StratRisks, Gazprom, la gasera rusa, tiene el control del gas de Europa y Rosneft controla su petróleo, lo que estrangula la supremacía de Occidente y abre la vía para un nuevo orden mundial con Rusia a su cabeza.

Eso es geopolítica, y no el aldeanismo con cara de falso modernismo de lakakistocracia neoliberal itamita, que pretende entregar sin miramientos los hidrocarburos de México. Petróleo se escribe con la letra P, de Poder.

@AlfredoJalife

http://alfredojalife.com

Fuente: La Jornada

Donde las dan las toman: al capitalismo español le recortan YPF

¿No les gustan los recortes? Pues ahí tienen uno, sólo que a la inversa, como debe ser. América Latina vuelve a adelantarnos por la izquierda. Y, por cierto, conflicto con Argentina ninguno, puesto que Repsol es una empresa privada, de modo que toda esa alharaca por parte de nuestro gobierno no tiene nada que ver con nosotros, los ciudadanos. Bien por Argentina y por su Presidenta, que, además de valiente, es guapa.